Ocultar
Rendiemiento Atletico

Historia en Breve -

  • Las cetonas endógenas son producidas por el hígado cuando este convierte a las grasas en energía, pero también puede proporcionarle a su cuerpo cetonas de una fuente externa
  • Estas cetonas exógenas de fuentes externas, pueden imitar o replicar a las cetonas endógenas de su cuerpo, al proveerle un impulso de energía. El aceite de triglicéridos de cadena media (MCT, por sus siglas en inglés) es un suplemento de cetonas, que es bueno y fácilmente disponible
  • Hay otros suplementos de cetonas que ya se encuentran disponibles en el mercado o están en desarrollo. A unos ciclistas competidores se les proporciono una bebida éster de cetonas especialmente formulada, quienes posteriormente fueron capaces de pedalear 2 % más rápido, en comparación con la velocidad que tenían cuando se les proporciono una bebida de alto contenido en carbohidratos o grasas
 

Nueva Bebida con Cetonas Podría Aumentar el Rendimiento Atlético

Septiembre 30, 2016 | 43,388 vistas
| Available in EnglishAvailable in English

Por el Dr. Mercola

Durante muchos años, los alimentos cargados de carbohidratos fueron la solución que utilizaron los atletas para aumentar su capacidad de almacenamiento de energía. Esto se basa en la premisa de que dado a que la glucosa es una forma de energía que se quema rápidamente, reforzar su capacidad para almacenarla le ayudará a aumentar su rendimiento deportivo.

Sin embargo, la ciencia nutricional sugiere que esta no es una estrategia ideal. Las cetonas se convierten cada vez más en una mejor opción de combustible.

Para tener una salud óptima, yo recomiendo tener una alimentación alta en grasas saludables y baja en carbohidratos netos (carbohidratos totales menos fibra), y este tipo de alimentación puede ser particularmente beneficiosa para los atletas de resistencia.

A pesar de ser contrario a los consejos convencionales de nutrición, la investigación ha demostrado que una dieta cetogénica alta en grasas y baja en carbohidratos puede proporcionar beneficios superiores.

Todos tenemos que comer; necesitamos combustible y otros nutrientes para vivir. La interrogante es de qué forma podemos conseguir lo que necesitamos sin producir una excesiva cantidad de especies reactivas del oxígeno (ROS, por sus siglas en inglés), las cuales pueden dañar su salud al atacar las membranas celulares, proteínas, ADN e incluso a sus mitocondrias--lo que puede contribuir a padecer enfermedades.

Tener una salud óptima es cuando mantiene a sus mitocondrias saludables, y una alimentación baja en carbohidratos y alta en grasas saludables tiende a ser mucha más efectiva, en comparación con una alimentación alta en carbohidratos y baja en grasas.

La triste realidad es que la mayoría de las personas consumen alimentos que impulsan a su metabolismo en la dirección equivocada—lejos de la salud. La alimentación occidentalizada promueve constantemente consumir una alta cantidad de carbohidratos netos altos, como combustible, en forma de glucosa.

Pero cuando quema glucosa como su principal combustible, en realidad inhibe la capacidad del cuerpo para acceder y quemar grasa corporal para obtener energía. Considero que este es un importante factor que contribuye a la obesidad y diabetes, dos de los problemas más importantes para la salud.

Cetonas--Un Combustible Saludable

Al mantener bajos los niveles de carbohidratos netos, su cuerpo cambia a la quema de grasas, como combustible, y el hígado comienza a convertir parte de esa grasa en moléculas de energía llamadas cuerpos cetónicos.

Las cetonas producidas por el cuerpo son endógenas. Pero simplemente, también puede proporcionarle a su cuerpo cetonas exógenas de suplementos, como el aceite de triglicéridos de cadena media (MCT), el cual fácilmente se convierte en cetonas. El aceite de coco contiene algunos MCT, pero el aceite de MCT directo es una fuente más concentrada.

La mayoría de las marcas comerciales de aceite MCT contienen solo dos de los ácidos grasos encontrados en el aceite de coco: grasas de 8 carbonos (C8) y 10 carbonos (C10).

Por lo general, contiene una combinación de alrededor de 50/50 de ambas longitudes de cadena. Yo prefiero tomar C8 directo (también conocido como ácido caprílico), ya que se convierte en cetonas mucho más rápidamente que las grasas C10, y puede ser más fácil de digerir.

El aceite de coco proporciona una mezcla de todas las grasas de cadena media, incluyendo las grasas C6, C8, C10 y C12; la última de las cuales, también es conocida como ácido láurico, que constituye más de la mitad de las grasas presentes en el aceite de coco. Hay beneficios en todos estos ácidos grasos. Sin embargo, el aceite de MCT es más eficiente para aumentar los niveles de cetonas.

En la alimentación, los MCT se procesan de manera diferente a las grasas de cadena larga. Normalmente, una grasa dentro de su cuerpo debe ser mezclada con la bilis liberada de la vesícula biliar y hacer su función a través de las enzimas pancreáticas para descomponerla en su sistema digestivo.

Los MCT no necesitan enzimas pancreáticas o biliares. Una vez que llegan el intestino, se esparcen a través de la membrana intestinal hasta el torrente sanguíneo y son transportados directamente a su hígado, el cual convierte el aceite en cetonas de forma natural.

Posteriormente, el hígado nuevamente libera las cetonas en el torrente sanguíneo, donde son transportadas por todo el cuerpo; incluso, pueden atravesar la barrera hematoencefálica para suministrar energía al cerebro.

Las Cetonas Exógenas Alteran Su Metabolismo

Los científicos también han creado cetonas sintéticas, que pueden ser beneficiosas o no, en función del tipo que elija (más información, enseguida). Un reciente estudio,1 que evalúa la eficacia de las cetonas en el rendimiento deportivo, utiliza una bebida éster cetona que consiste en (R)-3-hidroxibutirato y (R)-1,3-butanodiol.

Sé que esto puede sonar muy raro, dada mi postura acerca de consumir alimentos y productos naturales, pero continúe leyendo y permítame explicarle los posibles beneficios. Como informó Reuters:2

"Por lo general, la energía para las células musculares proviene de los carbohidratos o las grasas, pero cuando esos combustibles no están disponibles y el cuerpo está en "modo de inanición", el hígado descompone las reservas de grasas en cetonas para utilizarlas como combustible...

En un nuevo estudio, los investigadores encontraron que cuando las cetonas son proporcionadas a través de una bebida, el cuerpo las utiliza como combustible muscular. Los entrenamientos que fomentan las cetonas, resultan en una menor cantidad de lactato, un derivado de la descomposición de azúcar, que causa calambres y dolores musculares.

Los investigadores estudiaron a 39 deportistas de alto nivel, entre ellos ex ciclistas olímpicos, para analizar de qué forma su metabolismo cambió después de consumir bebidas con cetonas y hacer ejercicio".

Las Bebidas con Cetonas Aumentan el Rendimiento Deportivo

Cuando a unos ciclistas de competencia se les proporcionó una bebida éster de cetona, estos fueron capaces de pedalear un promedio de 411 metros (m) adicionales durante la práctica de entrenamiento de 30 minutos, en comparación a cuando se les dio una bebida con un alto contenido en carbohidratos o grasas.

Esto equivale a una velocidad 2 % mayor, y si bien esto puede no parecer mucho, puede ser una gran diferencia en las competencias profesionales, donde a menudo tan solo unas fracciones de segundo separan a los ganadores del resto del grupo.

De acuerdo con los autores, a través del suministro corporal de cetonas, puede proporcionarle a su metabolismo un impulso temporal--y totalmente permitido.

Como informó Science Daily,3 las bebida con cetonas "funciona al cambiar temporalmente la fuente principal de energía celular de la glucosa o grasas en cetonas--moléculas derivadas de las grasas que son conocidas por encontrarse en niveles elevados en las personas que consumen una baja cantidad de carbohidratos".

Al comentar acerca de los hallazgos, Timothy Noakes, Ph.D., Profesor de ciencias y medicina del deporte de la Universidad de Ciudad del Cabo, África del Sur, y antiguo defensor de consumir bajos niveles de carbohidratos, dijo a Reuters:

"Esperamos que este descubrimiento ayude a muchos atletas a darse cuenta de que obtener un combustible óptimo para el deporte no es simplemente consumir la mayor cantidad de carbohidratos posibles—antes, durante y después del ejercicio. La mayoría de los atletas obtienen mejores resultados con solo entrenar más y consumir una menor cantidad de carbohidratos".

A medida que hicieron ejercicio más intenso, aumentó la absorción de cetonas en los músculos de los atletas, y durante los entrenamientos de largas distancias (resistencia), sus músculos se apoyaron totalmente en las cetonas como su combustible principal.

Solo durante los entrenamientos en intervalos de alta intensidad, tales como carreras a velocidad o sprints, sus músculos prefirieron glucosa. Eso es debido a que durante las cortas e intensas ráfagas de actividad, los músculos trabajan en condiciones anaeróbicas; es decir, sin oxígeno, y ya que las cetonas no pueden ser descompuestas sin oxígeno, esto evita que los músculos utilicen a las cetonas como combustible.

Las bebidas con cetonas utilizadas en este estudio--desarrolladas originalmente como un suplemento de energía para los soldados—actualmente se encuentran en desarrollo comercial, y podrían estar disponibles a finales de este año.

Los Ésteres de Cetona--Los Últimos 'Biohack' Favorito

En una reciente transmisión, Ben Greenfield entrevistó al Dr. Richard Veech (arriba),4 Director de laboratorio de los Institutos Nacionales de Salud (NIH, por sus siglas en inglés), principal investigador y destacado experto en cetosis. Además, Veech es el inventor de los ésteres de cetona utilizados ​​en este estudio.

Veech--quien aparece alrededor del minuto nueve en esta entrevista--analiza los beneficios y usos de las cetonas sintéticas (exógenas),5 que imitan o replican las cetonas naturales de su cuerpo (endógenas). Aquí están algunos puntos clave de esta entrevista:

La cetosis nutricional es una adaptación de supervivencia, ya que su cerebro tiene solo dos opciones para obtener combustible: glucosa y cetonas.

Las cetonas también pueden ser utilizadas por la mayoría de los órganos y célula corporales con excepción de su hígado, el cual carece de las enzimas necesarias para utilizarlas como combustible, y los glóbulos rojos, los cuales no tienen mitocondrias, que es donde son metabolizadas las cetonas.

Una alternativa más sencilla para tener una cetosis nutricional, aunque no necesariamente mejor, puede ser consumir cetonas sintéticas o exógenas, como el aceite MCT, aceite de coco y otros suplementos de cetonas comerciales.

El 10 % del aceite MCT C8 o C10 es convertido en cetonas. El resto es beta-oxidado en sus mitocondrias junto con otros ácidos grasos. Dado que solo el 14 % de la mayoría de los aceites de coco son MCT C8 o C10, la tasa de conversión es aún más baja.

Hay dos tipos de cuerpos cetónicos que su cuerpo utiliza para obtener energía: beta-hidroxibutirato (BHB, por sus siglas en inglés) y acetoacetato (AcAc, por sus siglas en inglés). (Un tercer cuerpo cetónico, acetona, es excretado en forma de residuo, principalmente a través de la respiración). El éster de cetona creado por Veech es sintetizado de un producto químico orgánico llamado 1,3-butanodiol y un monoéster, que su cuerpo luego convierte en BHB.

Generalmente, los suplementos exógenos de cetona son una combinación de sales de BHB, polvo de MCT y aminoácidos cetogénicos, tales como leucina o lisina. Si utiliza estos productos como suplementos de cetona, siga las instrucciones del paquete para dosificarlos.

Asimismo, debe entender que consumir una mayor cantidad no es mejor--la carga de sal puede aumentar rápidamente, y también debe asegurarse de mantener sus niveles de cetonas aproximadamente en los niveles que su cuerpo produciría por sí mismo, a fin de no exceder su capacidad para amortiguar el pH de su sangre. (Puede controlar esto con un medidor y tiras reactivas sanguíneas de cetonas, como por ejemplo las Abbott Precision Xtra).

¿Las Cetonas Podrían Ser la Respuesta a la Enfermedad de Alzheimer?

Además, Veech aborda el tema de los beneficios de cetonas en los pacientes que padecen Alzheimer. Hace seis años, escribí acerca de los intentos de la Dra. Mary Newport para atender el Alzheimer de su esposo con aceite de coco.

Ella tuvo éxito durante varios años, pero por desgracia esto no lo curó. Veech cree que su fórmula de cetonas tendría una mejor tasa de éxito, y una vez disponible en el mercado podría ser una alternativa de tratamiento viable.

En lo personal, considero que es mejor que continúe consumiendo aceite MCT o aceite de coco hasta que los suplementos actuales en desarrollo, sean investigados más a fondo.

En las personas afectadas por diabetes, Alzheimer, Parkinson, realmente las cetonas parecen ser la fuente preferida de energía para el cerebro; y tal vez incluso también beneficien a las personas que padecen esclerosis lateral amiotrófica (ALS, por sus siglas en inglés), ya que, en estas enfermedades, ciertas neuronas se han vuelto resistentes a la insulina o han perdido la capacidad de utilizar eficazmente la glucosa.

Como resultado, las neuronas mueren lentamente. Si hay presencia de cetonas, estas neuronas aún pueden ser capaces de sobrevivir y desarrollarse.

A diferencia de los carbohidratos, las cetonas no estimulan un mayor nivel de insulina. Otro beneficio es que no necesitan insulina para ayudarse a atravesar las membranas celulares, incluyendo las membranas neuronales. En vez de ello, lo hacen a través de la simple dispersión, por lo que incluso pueden entrar en las células que se han vuelto resistentes a la insulina.

Cómo Aumentar Naturalmente la Cantidad de Cetonas

Además de tomar suplementos de cetonas exógenas, en cuyo caso debe tener mucho cuidado al seleccionarlos, puede aumentar la producción natural de cetonas en su cuerpo al:

Hacer un ayuno de solo agua u otros tipos de ayunos intermitentes, como ayuno Peak.

Hacer ejercicio durante el ayuno (por ejemplo, si hace el ayuno Peak, podría realizarlo en la mañana, mientras aún continua con el ayuno, antes de consumir sus primeros alimentos).

Adoptar una dieta cetogénica, que significa comer alimentos con alto contenido en grasas saludables, con moderada cantidad de proteínas y bajos niveles de carbohidratos (considere los carbohidratos sin fibra).

Las fuentes de grasas saludables incluyen semillas, frutos secos, mantequilla, aceitunas, aguacate, aceite MCT y aceite de coco. Otros excelentes alimentos son la mantequilla de cacao o cacao sin procesar—que son unas excepcionales fuentes de grasas saturadas saludables y polifenoles beneficiosos.

Al continuar consumiendo carbohidratos netos en niveles similares o inferiores a 50 gramos, esto le permite tener una cetosis nutricional (el estado metabólico asociado a una mayor producción de cuerpos cetónicos en el hígado, que es el reflejo biológico de ser capaz de quemar grasa).

No obstante, todos respondemos de forma diferente a los alimentos, por lo que es de esperar que esta cantidad varíe de persona en persona.

Algunas personas pueden tener un completo estado de quema de grasas con una cetosis nutricional total en un nivel de carbohidratos sin fibra, que son superiores a 50 gramos, incluso a veces superiores a 70 u 80 gramos. No obstante, si tiene resistencia a la insulina o diabetes tipo 2, es posible que deba limitar su consumo de carbohidratos netos a 20 o 30 gramos por día.

Para descubrir cuál es su objetivo personal de carbohidratos, es importante medir no solo su nivel de glucosa en la sangre, sino también su nivel de cetonas, que puede realizar ya sea a través de la orina, aliento o sangre.

Esto le dará una medida objetiva de si realmente tiene o no una cetosis, en vez de tener que contar los gramos de carbohidratos que consume.

Al utilizar un medidor de nutrientes mejorará radicalmente su capacidad para comprender el nivel de nutrientes que debe obtener de su dieta cetogénica y evaluar el valor nutritivo de sus opciones alimenticias.

Hay un sin número de medidores disponibles, pero mi primera opción es Cronometer.com/Mercola. Esa es mi actualización del medidor básico Cronometer, y ya esté configurado de forma predeterminada para los niveles de macronutrientes que le ayudarán a tener una cetosis nutricional.

La Dieta Cetogénica También Promueve una Mayor Masa Muscular y Longevidad

Las recientes investigaciones han encontrado una docena de genes asociados con la longevidad. Uno de estos genes interfiere efectivamente con la degradación de los aminoácidos de cadena ramificada, tales como leucina, la cual es importante para desarrollar la masa muscular. Curiosamente, las cetonas comparten una similitud estructural con estos aminoácidos de cadena ramificada, y parecen ser metabolizados de manera preferencial.

En otras palabras, las cetonas comparten aquellos aminoácidos de cadena ramificada, al permitir que haya mayores niveles disponibles, que pueden promover la longevidad y mantener la masa muscular.

Así que no solo las cetonas producidas ayudan a alimentar a su cerebro y mantener una mente ágil; sino que la cetosis también comparte las proteínas musculares, lo que le permite a su cuerpo mantener la masa muscular intacta en vez de degradarla para satisfacer las necesidades de energía.

Así es como la cetosis permite a los seres humanos sobrevivir tanto tiempo sin comida (aproximadamente 70 días o menos).

En varios estudios, incluyendo los de Veech, las cetonas han demostrado--ser al mismo tiempo--neuroterapéuticas y neuroprotectoras. Además, parecen reducir los marcadores de inflamación sistémica, tales como IL-6 y otros.

Finalmente, creo que hay un futuro para los suplementos de cetonas. Solo debe tener cuidado con la mayoría de los que están disponibles actualmente--utilícelos, ¡pero no los consuma en exceso!

En la actualidad, el aceite MCT parece ser su mejor y más segura opción, y tal vez sea porque es prácticamente imposible que le produzca una sobredosis. (Su cuerpo eliminará el exceso a través de una diarrea--¡no ponga a prueba sus límites!) Yo prefiero el aceite MCT C8 en vez de los que contienen ambos, C8 y C10.

Una nota final: Veech y su equipo trabajan de manera ardua para hacer que sus ésteres cetónicos estén disponibles en el mercado, pero aún puede pasar algo de tiempo antes de poder adquirirlos fácilmente.