Para el 2020, la Osteoartritis de Rodilla Podría Afectar a 6.5 Millones de Personas

Articulo Anterior Siguiente Articulo
Agosto 25, 2017 | 8,977 vistas

Historia en Breve

  • Se espera que para el 2020, tan sólo en los Estados Unidos, casi 6.5 millones de personas de entre 35 y 84 años de edad sean diagnosticadas con osteoartritis de rodilla
  • La osteoartritis es más común entre las mujeres que hombres y utilizar tacones podría ser una de las razones principales
  • Los ejercicios para ayudar a bajar de peso y fortalecer los músculos del cuádriceps son especialmente útiles para prevenir y aliviar el dolor de rodilla

Por el Dr. Mercola

Se espera que para el 2020, tan sólo en los Estados Unidos, casi 6.5 millones de personas de entre 35 y 84 años de edad sean diagnosticadas con osteoartritis de rodilla.

Más de la mitad de los nuevos casos de osteoartritis de rodilla se presentarán en personas de 45 a 65 años de edad y se espera que para el 2020, la edad promedio de diagnóstico disminuya de 72 a 55.1

¿Por qué tantas personas jóvenes sufren de esta dolorosa enfermedad articular degenerativa que históricamente se ha relacionado con el desgaste y el deterioro que ocurre durante toda la vida?

El aumento de las tasas de sobrepeso y obesidad podría desempeñar un papel importante. Las tasas de artritis son dos veces más altas entre las personas obesas que las personas con un peso normal, esto debido a que el peso extra ejerce más tensión en sus articulaciones y aumenta la inflamación en su cuerpo.

Esto no sólo causa osteoartritis, sino que también puede empeorar exponencialmente el dolor en las articulaciones. ¿Cuál podría ser otra causa del aumento en las tasas de osteoartritis de rodilla?

Este problema de salud es dos veces más común entre mujeres que hombres. Esto debido a la anatomía – las mujeres tienden a tener caderas más anchas, lo que ejerce más tensión en las rodillas.2

Los Zapatos de Tacón Aumentan Hasta un 90 % la Tensión en las Articulaciones de las Rodillas

Se estima que una de cada 10 mujeres utiliza tacones altos al menos tres días a la semana y hasta un tercio de las mujeres sufren de problemas permanentes causados por el desgate prolongado.3

Los tacones altos (descritos generalmente como un tacón de dos pulgadas de altura en adelante) cambian sus pies a una posición poco natural y aumentan el peso que se ejerce sobre ellos. Su cuerpo se inclina hacia adelante, así que con el fin de permanecer derecho, se inclina hacia atrás forzando su espalda.

Esta postura cambia la dinámica del caminar humano y ejerce una tremenda tensión en su cadera, espalda baja y rodillas. Cuando los investigadores analizaron cómo caminar con tacones altos cambian la actividad muscular y la postura al caminar, sus resultados fueron bastante preocupantes:4

“Los resultados indican un gran aumento en las fuerzas hueso-con-hueso en las articulaciones de las rodillas por el aumento en la extensión de las articulaciones de las rodillas cuando camina con tacones altos, lo que podría explicar la mayor incidencia de osteoartritis observada en las articulaciones de rodilla de las mujeres en comparación con los hombres”.

Además, de acuerdo con una investigación de la Universidad del Sur de California, utilizar tacones de 3.75 pulgadas podría aumentar en un 90 % la tensión en las rodillas, en comparación con utilizar tacones de media pulgada.5

Otra investigación también concluyó que “las fuerzas alteradas en la rodilla provocadas por caminar en tacones altos podría predisponerlo a cambios degenerativos en las articulacionoes”.6

Generalmente, mientras más alto sea el tacón, mayor es la tensión ejercida sobre las articulaciones de las rodillas, sin embargo, incluso los zapatos con un tacón moderadamente alto (1.5 pulgadas) “aumenta significativamente la torsión de las rodillas” lo que podría contribuir con el desarrollo y la progresión de las osteoartritis de rodilla.7

Además, no importa si el tacón es de aguja o plataforma… ambos tipos de zapato, con tacón de aguja o tacón de plataforma aumentan la presión en sus rodillas en lugares en los que ocurren los cambios degenerativos en las articulaciones.8

Así que uno de los cambios más sencillos que puede hace con el fin de evitar el dolor de rodillas es utilizar el calzado adecuado para todas sus actividades diarias.

Elija la comodidad y no el estilo, pero si utiliza zapatos con tacón alto, hágalo sólo en ocasiones en los que no pasará mucho tiempo caminando o de pie. Lo ideal, es llevarlos sólo a eventos especiales, ponérselos para llegar al evento y después cambiárselos por un calzado más cómodo. 

El Movimiento y el Ejercicio Son Esenciales para Prevenir el Dolor de Rodilla

La investigación realizada por la Facultad de Medicina de la Universidad de Northwestern encontró que más del 40 % de los hombres y el 56 % de las mujeres con osteoartritis de rodilla eran sedentarios, lo que significa que ni siquiera se involucraban en un periodo de 10 minutos de actividad de moderada a vigorosa durante la semana.9

Esto es lamentable, ya que la idea de que el ejercicio es dañino para sus articulaciones no es más que una idea errónea. No existe evidencia que respalde esta creencia. Al contrario, la evidencia señala que el ejercicio tiene un impacto positivo en sus tejidos articulares.

También mejora la densidad ósea y la función articular, lo que puede ayudar a prevenir y aliviar la osteoartritis a medida que envejece.

Y si se ejercita lo suficiente como para bajar de peso o mantener un peso ideal, puede reducir su riesgo de desarrollar dolor articular a causa de la osteoartritis, no aumentarlo. Como lo señala Harvard Health Publications:10

Cada libra que pierde reduce la presión en las rodillas en cada paso que da. Un estudio encontró que, entre las mujeres jóvenes obesas, por cada pérdida de peso de 11 libras su riesgo de desarrollar osteoartritis se reduce un 50 %.11

Si los hombres mayores bajaran el peso suficiente para cambiar de clasificación obesa a sobrepeso… los investigadores estimaron que los problemas de osteoartritis de rodilla se reducirían en un quinto. En el caso de las mujeres mayores, gracias a ese cambio, todos los casos de osteoartritis de rodilla se reducirían en un tercio”.

Consejos para Reducir el Dolor de Rodilla a Través del Ejercicio

El ejercicio efectivo como dar de 7 000 a 10 000 pasos al día, el entrenamiento en intervalos de alta intensidad (HIIT), el entrenamiento con pesas, estiramiento y entrenamiento de core, todos ayudan a mejorar la salud de sus articulaciones.

Este tipo de ejercicios ayudan a prevenir y aliviar el dolor articular a través de muchos mecanismos diferentes, que incluyen fortalecer los músculos de apoyo claves y mejorar la flexibilidad y el rango de movimiento.

Esto es importante, ya que el dolor de la osteoartritis tiende a reducir la actividad, lo que a su vez promueve la debilidad muscular, contracturas articulares y pérdida del rango de movimiento. Esto, a su vez, puede causar dolor y pérdida de la función e incluso una menor actividad.

El ejercicio puede ayudarlo a protegerse de este devastador ciclo y prevenir el dolor en primer lugar.

Algo que es especialmente importante es fortalecer sus cuádriceps. Las personas con osteoartritis de rodilla que tienen cuádriceps fuertes reportan menos dolor de rodilla y una mejor función física.12

Si padece de osteoartritis de rodilla, debe incorporar ejercicios que fortalezcan los músculos de los cuádriceps en la parte frontal del muslo. Y en lugar de correr y practicar otros ejercicios de alto impacto, lo mejor es hacer ejercicios sin peso como nadar y andar en bicicleta.

Fortalecer y estirar las áreas de alrededor, por encima y por debajo de las rodillas es la clave para reducir gran parte del dolor y esto es el objetivo de los ejercicios mostrados en el video de abajo.

Le recomiendo consultar a un fisioterapeuta calificado para que lo ayude a realizar correctamente los ejercicios con el fin de evitar lesiones.

Video disponible solo en ingles

Es Muy Importante Comer Bien para Mejorar la Salud de las Rodillas

Cuando piensa en el dolor de rodilla, seguramente la alimentación no es lo primero que llega a su mente… pero debería. Llevar una alimentación basada en alimentos enteros, como los descritos en mi Plan de Nutrición, reducirá la inflamación en su cuerpo e incluso podría ser beneficiosa para el cartílago.

Por ejemplo, el brócoli parece ser particularmente útil para prevenir y tratar la osteoartritis. Como lo reportó BBC News:13

De acuerdo con un grupo de investigadores de la Universidad de East Anglia que después de tener exitoso con los estudios de laboratorio, comenzó a realizar ensayos humanos, comer mucho brócoli podría ralentizar e incluso prevenir el desarrollo de osteoartritis.14

Las pruebas en células y ratones demostraron que el compuesto del brócoli – sulforafano – que los humanos también pueden obtener de las coles de Bruselas y la col – bloquea una enzima destructiva clave que daña el cartílago”.

De acuerdo con el investigador principal, Ian Clark, los resultados son “muy prometedores”, ya que han demostrado que el sulforafano funcionó en cada uno de los tres modelos de laboratorio que sometieron a la prueba – en células y tejido de cartílago humano y de vaca, así como en ratones vivos.

El sulforafano, que es conocido por sus propiedades antiinflamatorias anticancerígenas, también puede encontrarse en otros vegetales crucíferos, como las coles de Bruselas, coliflor y col. Sin embargo, el brócoli, es una de las fuentes más ricas de este potente compuesto y los brotes de brócoli parecen ser la fuente más rica de todas.

Remedios Naturales para el Crecimiento de Cartílago y el Alivio del Dolor

Para el dolor en las articulaciones, por lo general muchos médicos recomiendan medicamentos antiinflamatorios (medicamentos antiinflamatorios no esteroides o NSAID) y analgésicos (como Tylenol) a sus pacientes con osteoartritis. Yo no recomiendo el uso crónico de estos medicamentos porque puede causar efectos secundarios significativos, que podrían incluir daño hepático y/o renal.

Hay opciones naturales mucho más seguras y eficaces para aliviar el dolor en las articulaciones. Aunque también es una opción muy popular, tampoco recomiendo el uso de glucosamina y condroitina porque los estudios no han logrado demostrar su eficacia.

Sin embargo, hay muchos remedios naturales y eficaces que están respaldados por la ciencia. Los siguientes son mis favoritos:

Vitamina D: La pérdida de cartílago, una de las características de la osteoartritis, está relacionada a los niveles bajos de vitamina D.

Así que si tiene problemas de dolor en las articulaciones debido a la osteoartritis, analice su nivel de vitamina D, luego optimícelos por medio de la exposición solar adecuada o una cama de bronceado de alta calidad. Si ninguna de estas opciones está disponible, podría considerar suplementos orales de vitamina D3 y K2.

La exposición al sol es su mejor opción porque su piel produce dos tipos de azufre en respuesta a la exposición al sol: sulfato de colesterol y sulfato de vitamina D3.

El azufre desempeña un papel vital en la estructura y actividad biológica de las proteínas y las enzimas. Si su cuerpo no tiene suficiente azufre, esta deficiencia puede crear una serie de problemas de salud, incluyendo impactar negativamente en sus articulaciones y tejido conectivo… Lo que nos lleva al siguiente punto…

Azufre/Baños de Sal Epson/MSM: Además de asegurarse de consumir grandes cantidades de alimentos ricos en azufre en su alimentación, como carne orgánica de animales alimentados con pastura y aves de corral, la Dra. Stephanie Seneff, científica líder en el MIT, recomienda remojar su cuerpo en sulfato de magnesio (sal Epsom) para contrarrestar la deficiencia de azufre.

Ella utiliza aproximadamente 1/4 de taza en una tina de agua, dos veces a la semana. Es especialmente útil si tiene problemas en las articulaciones o artritis. El metilsulfonilmetano (conocido como MSM) es otra alternativa que podría ser útil.

El MSM es una forma orgánica de azufre y un potente antioxidante que se encuentra naturalmente en muchas plantas. Está disponible en forma de suplemento. Para más información sobre los beneficios del MSM, le recomiendo escuchar la siguiente entrevista.

Láser infrarrojo: El tratamiento con láser infrarrojo (también conocido como Láser-K) es un tipo de terapia relativamente nuevo que acelera la curación al aumentar la oxigenación de los tejidos y permitir que las células dañadas absorban los fotones de la luz.

Este tipo especial de láser tiene efectos positivos en los músculos, ligamentos e incluso en los huesos, así que puede utilizarse para acelerar la curación de lesiones traumáticas, así como problemas crónicos como artritis de rodilla.

Astaxantina: Un antioxidante que afecta una gran variedad de mediadores inflamatorios, pero de una forma más leve y menos concentrada y sin los efectos secundarios negativos de los medicamentos esteroideos y NSAID. La astaxantina reduce significativamente la inflamación en muchas personas – en un estudio, más del 80 % de las personas con artritis mejoraron su problema de salud.15

Membrana de cáscara de huevo: La membrana de la cáscara del huevo es la barrera protectora única entre la clara de huevo y la cáscara del huevo mineralizada.

La membrana contiene elastina, una proteína que apoya la salud del cartílago y el colágeno, una proteína fibrosa que apoya el cartílago, la fuerza y la elasticidad del tejido conectivo. La membrana de cáscara de huevo también contiene un factor de crecimiento transformante-b, una proteína que apoya el rejuvenecimiento del tejido, junto con otros aminoácidos y componentes estructurales que apoyan la estabilidad y la flexibilidad de sus articulaciones, al proporcionarles los bloques de construcción necesarios para construir cartílago.

Ácido hialuronico (AH): El ácido hialurónico es un componente clave de su cartílago, responsable de mover los nutrientes a las células y de eliminar los residuos. Uno de sus funciones biológicas más importantes es la retención de agua.

Desafortunadamente, el proceso de envejecimiento normal reduce la cantidad de HA sintetizado por el cuerpo. La suplementación oral de ácido hialurónico puede ayudar a amortiguar eficazmente las articulaciones después de sólo dos a cuatro meses.

Grounding, o el acto de caminar descalzo sobre la tierra también podría ofrecer cierto alivio al dolor debido a su potente efecto antioxidante que combate la inflamación.

Boswellia: También conocido como Boswellin o "incienso indio", esta hierba de la India es un tratamiento que ha mostrado ser particularmente útil contra la inflamación artrítica y el dolor resultante. Con el uso continuo, la Boswellia puede ayudar a mantener un constante flujo de sangre en sus articulaciones, lo que apoya la capacidad de sus tejidos para mejorar la flexibilidad y la fuerza.

Cúrcuma/curcumina: Un estudio publicado en Journal Alternative And Complementary Medicine encontró que tomar extracto de cúrcuma cada día durante seis semanas fue tan eficaz como el ibuprofeno para aliviar el dolor de la osteoartritis en la rodilla.16 Esto probablemente está relacionado a los efectos antiinflamatorios de la curcumina--el pigmento que da el color amarillo-naranja a la cúrcuma.

Grasas omega-3 de origen animal: los omega-3 son excelentes para la artritis debido a las grasas de omega-3, que son bien conocidas por ayudar a reducir la inflamación. Busque una fuente animal y de alta calidad como el aceite de kril.

Lea Esto Si Está Considerando la Cirugía de Rodilla

La cirugía artroscópica de rodilla es una de las cirugías más comunes y necesarias practicadas hoy en día. Se ha demostrado que no es mejor que una cirugía de placebo y en repetidas ocasiones se ha demostrado que la terapia física y el ejercicio son tan eficaces que la cirugía. Así que por favor, compare sus opciones antes de recurrir a este procedimiento. Los investigadores han concluido una y otra vez, que las cirugías de rodilla no ofrecen mejores resultados que las cirugías simuladas.17

[+]Fuentes y Referencias [-]Fuentes y Referencias

  • 1 American College of Rheumatology 2011 Press Release
  • 2 Huffington Post November 17, 2014
  • 3 American Osteopathic Association, The Real Harm in High Heels
  • 4 J Appl Biomech. 2012 Feb;28(1):20-8.
  • 5 Gait & Posture June 2012, Volume 36, Issue 2, Pages 271-275
  • 6 Lancet. 1998 May 9;351(9113):1399-401.
  • 7 Arch Phys Med Rehabil. 2005 May;86(5):871-5.
  • 8 Lancet. 2001 Apr 7;357(9262):1097-8.
  • 9 Arthritis Rheum. 2011 Nov;63(11):3372-82.
  • 10 Harvard Healthbeat January 25, 2014
  • 11 Ann Intern Med. 1992 Apr 1;116(7):535-9.
  • 12 Arthritis & Rheumatism January 2009, Vol. 60, No. 1, pp 189-198
  • 13 BBC News August 28, 2013
  • 14 Arthritis & Rheumatism 2013 Aug 27 [Epub ahead of print]
  • 15 Trends in Biotechnology. May 2003
  • 16 J Altern Complement Med. August 2009
  • 17 NEJM December 26, 2013